Ikamaperu
Portada del sitio > Español > ayudarnos > Apadrinamiento

Apadrinamiento



Si usted desea ayudarnos, podría apadrinar a uno de nuestros pensionistas y participar en la compra de su alimentación o su medicina.

Aquí una lista de algunos de ellos que esperan por un padrino:

Lanosos, la mayoría con nombre en lengua aguaruna:

  • Chayú: Su nombre significa el pequeño oso, actualmente es el macho alpha del grupo. Adora a los pequeños, haciéndolos dormir sobre su vientre. Corre a buscarlos cuando empieza un chaparrón y se hallan en la parte más lejana del bosque.
  • Suwa: Su nombre significa achiote. Es la princesa del pueblo lagothrix, sedosa, salvaje y delicada. Es la que mejor conoce el bosque y transmite su saber a los jóvenes del grupo. Cuando llega un nuevo pequeño, podemos contar que será ella quien primero lo adopte y lo lleve por todos lados con ella.
  • Kapok: Toma el nombre de la Ceiba pentandra, árbol productor de algodón natural. Su pelaje abundante y suave oculta un corazón de jaguar. Es una hembra guerrera que protege a los suyos y amenaza a los predadores e intrusos sacudiendo las ramas con un aspecto feroz.
  • Wakamp: Nombre del cacao salvaje, pues ella posee un bello color negro con reflejos rojos. Adora a sus cuidadores a quienes coge por la punta de la nariz y se muestra muy celosa.
  • Naya: Pequeño amor en lengua jíbaroana. Es la trapecista del grupo y amiga de todo el mundo. Solo piensa en jugar y reir.
  • Anen: Significa canto mágico. Es la vedette del documental de Animal Planet “The woolly jumpers made in Peru”. Una jovencita llena de encanto y astucia,

Los ateles o maquizapas:

  • Chichap: Significa la pequeña habladora. Siempre está dispuesta a contar una historia a fuerza de gestos y canturreos pues parece darse cuenta que no se la entiende muy bien.
  • Chamek: Un joven macho de aspecto imponente. Con su corte punk y su sonrisa de gamberro, es el buscón de los ateles, siempre listo a hacerse la vaca y a burlarse de la autoridad.
  • Saa: Entre los aguaruna, es el ruido que hace el agua de una quebrada que desciende, pues ésta joven ateles que fue traumatizada por los malos tratamientos, tiene la volubilidad de una fuente que reencuentra su cauce. Va a hacer falta muchos cuidados y paciencia para devolverle la confianza y pueda reintegrarse en el grupo.

Mapa del sitio | Espacio privado | SPIP | © photos : Cyril Ruoso | soury! webdesign, développement de sites déploiement cms spip wordpress joomla